Síguenos en tu correo electrónico

martes, 15 de diciembre de 2015

¿Por qué no puedo votar a Unidad Popular?

Por Antea Izquierdo

Después de todo el proceso electoral que nos ha tocado vivir, después de perder una gran oportunidad de la izquierda para lanzar en las próximas elecciones una candidatura unitaria y de ruptura nos encontramos para el próximo 20D a dos candidaturas que se proclaman de izquierdas por y para el pueblo; Podemos y Unidad Popular-Izquierda Unida. Ya se esbozaban argumentos, que comparto plenamente, de por qué no votar a Podemos la semana pasada (http://anticapitalistasburgos.blogspot.com.es/2015/12/por-que-no-puedo-votar-podemos.html). Ahora quiero dar unas pinceladas sobre por qué no puedo votar a Unidad Popular.
Si bien  nació siendo un intento de aunar a parte de la izquierda enseguida se vieron sus deficiencias, tensiones y voces que criticaban falta de democracia en su seno; finalmente hemos comprobado cómo actualmente la base de UP es Izquierda Unida y poco más, con un lavado de cara y unas listas electorales con gente de las luchas eso sí, compas combativ@s con las venimos compartiendo espacios, lo que siendo muy positivo no cambia el trasfondo de su programa, su dirección y los pactos y recortes que vinieron haciendo en pasadas legislaturas.

Con la derechización del discurso de Podemos se ha dejado libre un espacio en el que el mínimo discurso de izquierdas parece la única alternativa posible, pero no podemos por ello dejar de ver sus limitaciones, entender que apostar por ciertas medidas básicas no supone un cambio real en la vida de las personas sino que es un mero parche que no pone sobre la mesa el limite de las instituciones, que no ahonda en la lucha social ni defiende con ahínco reivindicaciones claras cuando existe una fuerte presión electoral como en el proceso catalán cuando decidieron votar no a la resolución independentista en el Parlament, o en el caso de los atentados de París cuando decidieron no denunciar las políticas imperialistas del gobierno francés que alimenta el terrorismo de ISIS, por no hablar de su largo historial de convivencia con los partidos del Régimen y en la gestión de recortes, como ocurrió en los últimos años en la Junta de Andalucía junto al PSOE.
Pero la mayor preocupación que me surge es qué pasará con toda esa gente que se ha ilusionado en torno a dos proyectos que se venden para la mayoría social, que se anuncian como el cambio, que tanta ilusión han generado, qué pasará cuando no sean capaces de llevar a cabo lo prometido como estamos viendo en Grecia con el gobierno de Syriza: nosotras entendemos que llegar a las instituciones sin una buena base social y/o sin ganas de confrontar con el capitalismo no es útil para las de abajo; porque las instituciones tienen un limite, un limite del que no están hablando, ¿qué pasará si hoy no defendemos fielmente los movimientos sociales, la lucha en la calle y el discurso desde abajo?. Tenemos una tarea importante y es la de construir un tejido social más allá de las elecciones, entendiendo que el 20D no cambia nada sino que empieza un nuevo ciclo en el que tenemos que saber responder contundentemente a los ataques que vendrán por delante, en el que tenemos que estar preparadas para defender nuestros derechos como venimos haciendo y recuperar lo que ya nos han quitado y mejorar lo que ya teníamos.
Un espacio realmente unitario en el que esperamos encontrarnos con la gente más luchadora de UP y en el que construiremos una verdadera alternativa entre todas.

1 comentario:

  1. Hola. Comparto las razones de Antea pero no el gesto. ¿Puedo permitirme "No votar"? y ver pasar el cádaver del enemigo. Por supuesto la lucha no está en las urnas eso esta demostrado pero a veces cuando vas a hacer propuestas al CSR u otro tipo de gente y te dan razones de pureza puedes hasta compartirlas (en este caso con muchos matices) pero yo creo que ante lo que se viene encima (con reparos o sin ellos) voy a votar a Unidad Popular. Ojala se hubiera formado otra cosa mas rica y plural.

    ResponderEliminar